Después de tanta espera y polémica, llegó a salas la cinta “Caiga Quien Caiga”. Incuestionablemente, es una de las cintas que generaba gran expectativa en el público peruano. El filme de Eduardo Guillot narra la caída del asesor de Alberto Fujimori, Vladimiro Montesinos, incluyendo también el proceso de su captura. Esta tiene como puntos focales al propio Montesinos y el abogado José Ugaz. Este último sería quien escribiría el libro homónimo que serviría como fuente originaria para su adaptación cinematográfica. La cinta se perfilaba como una de los grandes estrenos peruanos del presente año. Y, efectivamente, su lanzamiento llevó a más de 200 millones de espectadores en su primera semana a las salas de cines nacionales. Sin lugar a duda, se une al grupo de estrenos comerciales destacados en el año, uniéndose a “Wiñaypacha” y “La Casa Rosada”.

En términos generales, el guión de la cinta no termina por convencer, su falta de solvencia a la hora de narrar la Resultado de imagen para caiga que caiga pelicula 2018historia que lo priva de convertirse en una experiencia atrapante. Ya el año pasado, la cinta “La Hora Final” manejó la misma dinámica del héroe nacional en busca del villano principal para entregarlo a la justicia. En ese sentido, la cinta del 2017 cumple mejor al momento de entregar un emocionante proceso de investigación, a pesar de desenfocarse muchas veces del tema principal por seguir el drama familiar de los protagonistas. De esta manera, la cinta “Caiga Quien Caiga” presenta una historia floja, personajes planos (con excepción de Montesinos) y falta de un buen plot twist (el cual habría rescatado un poco el final tibio que posee). Agregando a esto, escenas como la de un beso entre dos personajes y el grave estado de salud del padre de uno de los protagonistas no aportan nada a la trama, en el sentido de que ambas historias no se desarrollan a profundidad quedando como relleno argumental. Como indiqué anteriormente, el personaje de Montesinos es que mejor se desarrolla, llegando a tener mejores momentos que Ugaz y dejándonos en claro que es un humano como todos los demás.

Siguiendo con el protagonismo estelar de su personaje, Miguel Iza cumple con robarse cada escena en la que sale. Me atrevo a decir que las escenas de su personaje son las que levantan la película. La soledad y la desesperación en la que el personaje se queda mejoran el personaje, dándonos más facetas que las que su antagonista presenta. La performance de Eduardo Camino queda chica en comparación con la actuación de Iza, con un personaje que no llega a convencer ni conseguir la empatía del espectador. Finalmente, el resto del reparto logra actuaciones decentes, pero sin lugar a dudas si la cinta tenía como personaje principal a Montesinos consiguió su objetivo, de otra forma la actuación de Iza salva y levanta la cinta en muchas escenas.

La dirección no termina de cuajar en el sentido de la propuesta creativa, no consigue proponer nada nuevo. Sin embargo, sí consigue un manejo bastante decente. En el mismo lugar se encuentra la fotografía, la cual no utiliza en Resultado de imagen para caiga que caiga pelicula 2018ningún momento algún juego de luz sino que se remite a postales aéreas por medio de drones lo cual, en lugar de mostrar la Lima de los años 90, deja escapar muchos anacronismos con el año en que es filmada. Mientras tanto, en cuanto al diseño de producción, no se le exige mucho al utilizar escenarios contemporáneos dejando algunos guiños como revistas o periódicos para ayudar con la contextualización. No pasa lo mismo con el diseño de vestuario, que para algún ojo quisquilloso podría llegar a ser curiosa la presencia de ciertas prendas que caen de nuevo en el anacronismo, se podría perdonar el detalle diciendo que la producción tiene escaso presupuesto, pero, para su mala suerte, La Casa Rosada sí logra este punto con un presupuesto también humilde.

En conclusión, tenemos una cinta que toca un tema necesario e interesante dentro de nuestra historia democrática como nación. Sin embargo, no termina por dar la talla de las expectativas que se le guardaban. Por otro lado, se aplaude la destacada actuación de Miguel Iza con la esperanza de que en la próxima edición de los Premios Platino consiga una nominación en la categoría de Mejor Actor. Sin duda alguna, se trata una película con valor más informativo que artístico, la cual recomendamos ver por su contenido histórico y cívico.