Los últimos años no han sido muy favorables para Nicolas Cage. No se puede negar su talento ni la gran extensión de su filmografía. Entre sus reconocimientos más significativos, se encuentran dos nominaciones a los premios de la Academia y una estatuilla de la misma por su participación en “Leaving Las Vegas”. Sin embargo, se ha tropezado con proyectos que lo han mantenido desapercibido y fuera de las distinciones de las que antes gozaba. A esto se suma cómo las redes sociales utilizan a Cage como un meme, debido a sus expresiones sobreactuadas en algunos de sus trabajos. En medio de este contexto, Michael Sarnoski ha realizado su debut directorial en el cine con “Pig”, una historia que aparenta ser más simple de lo que realmente es y nos recuerda la genialidad del galardonado actor.

El filme gira alrededor de Robin “Rob” Feld, un ermitaño que vive a las afueras de Portland y se dedica a buscar trufas junto a una cerda trufera. Todo lo recolectado es entregado a Amir, quien llega todos los jueves y con quien no mantiene una relación cercana. Una noche, un grupo de personas entra a su cabaña y secuestra a la cerdita, por lo que el protagonista emprende una búsqueda que toma un rumbo existencialista, la cual nos atrapa gracias al misterio alrededor de la sombra de su pasado.

Pig-Nicolas-Cage-2021-Alex Wolff-drama-Neon-Michael Sarnoski-EEUU-USA-2

La película está muy bien pensada como un todo: guión, vestuario, cámara y actores. Todos estos elementos se complementan de forma que cada uno nos da más pistas sobre el mundo hostil en el que nos estamos adentrando. De este manera, el hilo conductor es Rob, interpretado con éxito por Cage. Se trata de un hombre que refleja melancolía y desesperación tan solo con la mirada, con el que nos involucramos desde que empieza la cinta. Es imposible no sentir empatía sobre su condición y sus intenciones. Por eso, nos interesa saber quién fue antes de vivir en soledad, qué hace en aquel lugar, desde hace cuánto y por qué. Cuestiones que son respondidas a lo largo del relato con frases simples o a través de pequeñas pistas, así que es necesario permanecer atento. La cámara sigue a Rob y nos muestra su perspectiva sobre la vida, de modo que los ambientes son tristes y oscuros.

Amir, por otro lado, además de ser un personaje clave en la historia, considero que refleja la situación en la que nosotros como audiencia nos encontramos con respecto a Rob: no comprendemos por qué, de pronto, parece ser reconocido por los locales y quién está detrás de estos acontecimientos por los que atraviesa. Iremos junto a él queriendo saber más y percibiendo la magnitud de los hechos. La interpretación de Alex Wolff en el papel de Amir, la sentí, en un inicio, un poco forzada. Me precipité en calificarla como negativa, pero, mientras más avanzaba la trama, entendí las razones detrás de su actitud. Comienza como un personaje superficial, engreído, grosero y egoísta; sin embargo, en realidad, es una coraza que cree necesaria para cumplir sus metas personales. Su sensibilidad e inseguridades logran que conectemos con él, así como con sus relaciones con los demás.

Pig-Nicolas-Cage-2021-Alex Wolff-drama-Neon-Michael Sarnoski-EEUU-USA-courtesyNEON

La carga filosófica se halla no solo en los diálogos, sino también en la construcción y desarrollo mismo de los personajes. Se genera una discusión sobre el peso del poder, el reconocimiento y la admiración de los demás. Amir y Robin son la exacta contraparte de esta idea. El primero es un joven al que le importa su aspecto físico y alcanzar un alto grado de reputación para hacerse un espacio en un mundo complicado, por ende, oculta sus miedos. Mientras que, el segundo ya ha experimentado la fama y conoce sus consecuencias, ergo podemos entender la razón detrás de su apariencia desaliñada y decisiones. Un residuo de lo que alguna vez fue. “El villano” (por ponerle un adjetivo), si bien es el causante de las desgracias de estos personajes, no es consciente totalmente de que sus acciones pueden ocasionar resultados negativos para él mismo. Es posible sentir lástima por él en cierto punto. Reflejando así, que los matices existen en el comportamiento humano. Considero que puede ser extrapolable a cualquier situación de la vida real.

Pig-Nicolas-Cage-2021-Alex Wolff-drama-Neon-Michael Sarnoski-EEUU-USA-courtesyNEON

Es necesario hacer mención del trabajo del director, Michael Sarnoski, quien ha participado previamente en otras producciones como editor, guionista y co-director. Este es el primer largometraje que escribió y dirigió él mismo, demostrando así su capacidad para crear un drama diferente e intrigante. Desde mi perspectiva, es un realizador del que deberíamos estar pendientes. Esta película le abrirá grandes puertas y la elección de Nicolas Cage fue crucial para dar de qué hablar. Sabe jugar muy bien con la cámara en los momentos de mayor tensión para tenernos al borde del asiento. En miles de ocasiones, creí que se daría alguna escena de acción al estilo de “John Wick” o “Búsqueda implacable”. Creer esto, en base a la trama, podría resultar contraproducente para algunos espectadores que desean y se preparan para ver esos escenarios. Por eso, es importante tener en cuenta que la visión del cineasta que se plantea desde el inicio es sostenida en un ritmo ininterrumpido hasta el final. Un detalle que disfruté mucho fue que nada está completamente dicho.

Muchos de nosotros nos sentimos atraídos a la película por lo que leímos o escuchamos en redes. La trama puede resultar graciosa e irónica si recordamos quién es el actor principal y sus roles anteriores. No obstante, es un film interesante que se debe disfrutar lejos de cualquier idea o prejuicio para no arruinar esta experiencia. Cage, gracias a Sarnoski, regresa por la puerta principal como un actor de renombre, convirtiendo a “Pig” en su mejor trabajo en los últimos diez años.

Avance de “Pig”. Dirigida por Michael Sarnoski