Esta es la primera columna en la que hablaré sobre un artista que no canta en Inglés. Quiero hablar de la ex-banda cuyo vocalista me motivó a tentar suerte en “Yo Soy” (no pasé ni la pre-selección). Hoy toca hablar de los españoles de Héroes del Silencio, una banda de los 80’s con una vida lamentablemente y relativamente corta, pero firme, con un estilo auténtico, bien mezclado y producido. Hablo de esta banda también porque me inspiró mucho a componer y empezar a cantar. Enrique Bunbury es uno de esos vocalistas que sale al mundo a decirle que los barítonos valemos la pena. Aunque hoy ya no se encuentren juntos, “para siempre” es mucho tiempo.

Héroes del Silencio era una banda de Zaragoza que, merecidamente, se había ganado un espacio como una de las bandas más exitosas de rock en español. Lo que creo que hace tan especial y única a esta banda son esencialmente tres cosas: Un juego acústico de guitarras arpegiadas, dinámico y creativo, combinado con el paso rítmico típico del rock; letras tentativamente poéticas, trascendentales y  bastante referenciales; y el poco temor de Enrique Bunbury a usar la fuerza y la melodía de su lado. Quiero mencionar que, -sin duda- tener un vocalista barítono suele restringir en términos melódicos; un vocalista con 3 octavas no es lo mismo que un vocalista con 4 o 5 octavas. Así que jugar bien con menos, a veces, puede ser más. Lo asombroso que logra esta banda no solo es gracias a sus elementos por separado, combinados estos 3 elementos se crea una sensación más bien atmosférica que resalta mucho lo que se canta, como si en realidad crearan el mood de una historia o un poema. Las cosas se prestan para llegar a profundidad.

Creo que la canción que resume perfectamente el estilo que poseían como banda es La Sirena Varad10322768_10152120098253869_3771071391460142905_na. A pesar de no ser una canción lenta ni tan conocida, existe una sensación de calma en general en la misma; pero Bunbury parece siempre saber cómo subirle el tono a las cosas en el momento preciso, destila genialidad. La canción hace referencia a la obra de Alejandro Casona y es el equiparamiento de la sirena y el mar con una relación tormentosa. La siguiente apuesta la hago por Entre Dos Tierras, la cual -creo- es la canción más exitosa de los españoles. El secreto de esta canción está en su potencia y en la sensación de catarsis que produce. Sin duda, te hace pensar en la idea del sofoque y el hartazgo, y ¿quién no ha necesitado hacer catarsis en un momento de estrés? Maldito duende es una de sus canciones más geniales. Lamentablemente, nunca se encontraron declaraciones de los artistas sobre el significado. Sin embargo, al parecer trata sobre el torbellino de emociones de las personas ante el éxito personal y el reconocimiento. Las guitarras en esta canción producen la sensación de siempre volver al mismo lugar, pero la repetición no se agota.

Aunque todas estas canciones son increíbles, lo característico de la banda es que pueden transmitir algunas con inclusive mas fuerza en vivo; incluso, dándoles una sensación diferente. El ingenio es crucial, especialmente para algunos coros. La chispa adecuada es una canción que definitivamente se disfruta mejor en vivo y es perfecta para la situación post break-up. La canción concentra su magia en su final, con una potencia que contrasta con el inicio un poco más calmad que se revelaba en vivo como podemos ver de su gira de despedida el 2007.  Avalancha es perfecta porque el coro son cuatro pegadas de un grito estridente: “¡Avalaaaaanchaaaaa!” (Como visto en los dibujitos animados). La canción va con una guitarra lenta pero potente y pesada.  Otro tema insuperable que queda como un clásico de la historia es Héroe de leyenda, una canción que le saca todo el potencial a la escala armónica y una obra maestra del ritmo; es además la canción donde el matiz de la voz de Enrique se pinta de mejor manera dado el ajuste de la guitarra entre graves y agudos.

Sin duda, Héroes del Silencio debería ocupar un lugar en la historia del rock en español al lado de Soda Stereo. Quizás, es un poco menos conocido, pero empecé a escribir mi columna con el ánimo de que este sea un espacio para poder compartir especialmente con aquellos que siempre buscan descubrir nuevas cosas. Les comparto, mediante este espacio, lo que significa que una banda sea chévere y creativa. Les dejo un link con algunas canciones que he mencionado, sin duda, sus mejores éxitos. Además les dejo el dato que Bunbury es actualmente solista, y uno muy bueno. Dense una vuelta por Internet y escúchenlo.

Stay tuned!