En mi reciente viaje a la majestuosa ciudad del Cuzco tuve la oportunidad de conocer la grandeza de un pueblo, no solo por aquellos vestigios históricos y monumentos, sino por la gente que te recibe y trata como uno de ellos. Entre esquina y esquina, me aventuré a encontrar un lugar que tal y como su gente, me acogiera y me mostrara una cara diferente a la que vemos de la ciudad imperial. “La Esencia” no es un restaurante ni un café, ni mucho menos un bar; es un hogar con las puertas abiertas para cualquier transeúnte que pase por la calle Arequipa, que busque unir salud y cultura.

Se trata de un local en el que los mates de diversas plantas con fines medicinales son los protagonistas, y junto a ellos una serie de eventos culturales de lunes a sábado, como: cuenta cuentos, poesía, improvisaciones, música y muchos más. La entrada es totalmente gratis, pero al final de cada presentación el sombrero nunca falta.

Creado por Francisco Farfán en abril del 2012, buscó desde su inicio que fuera un lugar que junte la salud espiritual con la salud física, y que la gente que vaya se divierta con un show diferente cada noche.

“La esencia” se encuentra en la calle Arequipa 266, segundo piso, y abren de lunes a sábado desde las 6 hasta las 11. Puedes encontrar más información en su página de facebook, como /laesenciacusco. Así que si vas a pasar tus últimos días de vacaciones en el ombligo del mundo, no te olvides de este rincón imperdible para todos. No te pierdas la esencia del Cuzco.