El lunes 23 de abril, se presentó la primera biblioteca digital del Perú. Se trata de una aplicación, para smartphones o tablets, titulada BNP Digital. Los usuarios, tras crear una cuenta, pueden acceder a un catálogo gratuito de miles de títulos de libros, revistas, cuentos, entre otros, para luego prestarlos durante un lapso de 10 o 20 días, dependiendo de la demanda. El lanzamiento de dicha aplicación, aún en periodo de prueba, resulta oportuno, pues, actualmente, la cultura lectora en nuestro país es mínima. En raras ocasiones, se puede observar a una persona leyendo mientras se dirige a su trabajo o centro de estudio, ya que, normalmente, se está más al pendiente de las redes sociales u otros medios de entretenimiento que los smartphones ofrecen. Por ello, dicha situación suscita la siguiente interrogante: ¿esta aplicación beneficiará únicamente a aquellos peruanos que ya poseen un hábito de lectura o contribuirá a la promoción de hábitos de lectura en el país?

Según las cifras otorgadas por María Emma Mannarelli, jefa institucional de la BNP, en una entrevista realizada por RPP (1), tras el lanzamiento de la aplicación, se registraron más de 12 mil usuarios y se realizaron 3120 préstamos; un total éxito para la aplicación. Sin embargo, esta información se pone en contraposición a la realidad del día a día en nuestro país, porque, como menciona el jefe de la Dirección del Libro y la Lectura del Ministerio de Cultura, Ezio Neyra, solo el 35% de los peruanos afirma que lee, en promedio, de dos a tres libros al mes (2). Puede ser que la falta de actividad lectora del peruano se deba a la flojera de ir a una biblioteca a buscar un libro y leerlo ahí o prestarlo, o a la inversión económica que se tiene que hacer para comprar un libro -ya que estos cuestan como mínimo entre 30 a 40 soles-, porque, de no ser así, la BNP Digital no hubiera tenido el éxito que tuvo en su lanzamiento y el que continúa teniendo a casi cumplirse un mes de su aparición.

Para algunos usuarios que, por cuestiones de tiempo o distancia, no pueden visitar una biblioteca, resulta una herramienta ideal tener miles de ejemplares en una aplicación que puede ser usada desde cualquier lugar mediante un dispositivo con acceso a internet. Asimismo, pensando en el interior del país, les da la oportunidad a aquellos sectores que no tienen una biblioteca rica en información de poder acceder a un mundo antes ajeno a ellos. Pero, por otra parte, también se estaría dejando de lado lo que fue la tradición de lectura (o literaria) de leer un libro en físico, ir a la biblioteca, y tener un lugar que sea dedicado a ello.

La BNP Digital puede ser considerada como una solución pasajera ante la falta de iniciativa lectora del país, así como una herramienta de inclusión, pero, si sustituye al hábito tradicional, en unos años les estaremos dando su último adiós a las bibliotecas y una tecnológica bienvenida a los bancos digitales de libros.

 

Fuentes:

(1) RPP NOTICIAS

2018 “La Biblioteca Nacional quiere alcanzar los 20 mil préstamos con su aplicación BNP Digital”. RPP Noticias. Lima, 24 de abril del 2018. Consulta: 20 de mayo de 2018.

http://rpp.pe/cultura/literatura/la-biblioteca-nacional-quiere-alcanzar-los-20-mil-prestamos-con-su-aplicacion-bnp-digital-noticia-1118520

 

(2) LA REPÚBLICA

2017 “Menos de un libro al año leen peruanos en promedio”. La República. Sociedad. Lima, 12 de abril de 2017. Consulta: 20 de mayo de 2018.

https://larepublica.pe/sociedad/864628-menos-de-un-libro-al-ano-leen-peruanos-en-promedio