Mañana sería el cumpleaños de Karl Otto Lagerfeld, una de las figuras más importantes en el mundo de la moda desde la segunda mitad del siglo XX; una personalidad enigmática y excéntrica, reconocible por su cabello blanco atado en una cola y sus lentes oscuros. Gran parte de su popularidad se debe a su trabajo para la casa de modas de Chanel, donde fue director creativo. No contento con solo dirigir las tendencias en la firma, Karl también hizo de fotógrafo para sus campañas. Pero… ¿eso fue todo? ¿Quién fue Karl y por qué es relevante hoy?

Karl en el 2009 en Saint Tropez. Fuente: https://www.vogue.de/mode/galerie/karl-lagerfeld-stil?seite=3&amp= © Getty Images

Karl nació el 10 de setiembre de 1933 en Alemania. Su camino en el mundo de la moda empezó cuando tenía tan solo 17 años: Karl ganó un concurso de diseño de abrigos de la Asociación Internacional de la Lana en Francia y Pierre Balmain, el diseñador que fabricó el abrigo, le ofreció trabajo como su ayudante. Tan solo tres años después, Karl era el director artístico del diseñador de moda Jean Patou. En 1964, empezó a trabajar con la marca Chloé y un año después inició su colaboración con la importante marca Fendi. En 1975, se convirtió en el primer diseñador de moda en presentar un perfume: Chloe. En 1983, fue nombrado director artístico de la casa Chanel, una de las más importantes del medio y la que definitivamente le dio un nombre internacional. Karl revivió y renovó Chanel, marca desfalleciente desde la muerte de Coco Chanel, su fundadora, y la convirtió en el referente atemporal que es ahora. Lagerfeld mantuvo la esencia de Coco, pero incorporó su propia visión de la moda y recuperó la relevancia de Chanel en el mundo. Al año siguiente, creó su propia firma de moda, Karl Lagerfeld, y continuó colaborando con Chanel y Fendi. En el 2017, colaboró con una colección en Saga Falabella que estuvo disponible en nuestro país y fue compuesta por chaquetas, blusas, polos, pantalones, zapatos, zapatillas, bolsos y demás. Esto permitió a muchas personas adquirir prendas con su sello y estilo a un precio bastante razonable.

Karl en muestra de alta costura otoño/invierno 2014/15. Fuente: https://www.vogue.de/mode/galerie/karl-lagerfeld-stil?seite=3&amp= © Getty Images

Como vemos, su paso por el mundo de la moda inició a una temprana edad y estuvo marcado por los diseñadores y firmas más importantes de la industria, pero eso no es todo. Karl no solo era diseñador y director creativo, en 1987 inició su trayectoria como fotógrafo de sus propias campañas de moda. En 1992, ilustró el cuento clásico El traje nuevo del emperador de Hans Christian Andersen y, en 1999, abrió una librería en París, donde se convirtió en editor de libros de fotografía y artes visuales. También fue colaborador mensual de bocetos de caricaturas para el periódico alemán Frankfurter Allgemein Zeitung, desde el 2012. Por último, en 2018, diseñó un hotel de seis estrellas en Macao.

Lo que más resaltaba de este diseñador era su estilo único, el cual combinaba tendencias clásicas y contemporáneas. En sus colecciones vemos líneas fuertes, elementos de la cultura pop, figuras asimétricas, texturas, estructuras, detalles brillantes que se combinan para crear un todo armonioso y, a la vez, dinámico, vibrante.

Naomi Campbell desfilando para Chanel en el Paris Fashion Week de 1992. Fuente: https://www.harpersbazaar.com/fashion/designers/g26406292/karl-lagerfeld-best-chanel-designs/

Karl fue un ícono y el arte fue su lenguaje, su medio de comunicación, por eso hizo de todo. Trabajó con casas de alta costura de la talla de Chanel y no tuvo miedo de colaborar con gigantes de la industria fast fashion como H&M. Se ganó a pulso su apelativo: el Káiser de la moda. Lamentablemente, falleció el 19 de febrero de este año en París, pero su increíble y fresco aporte al mundo de la moda y del arte en general lo mantiene entre nosotros. ¡Feliz cumpleaños, Karl!

Fuente de datos biográficos específicos: https://www.karl.com/experience/es/biography/