Hoy es el día del hombre. El motivo de la importancia de esta fecha radica en reconocer las contribuciones de los varones a la sociedad a la vez de rechazar la discriminación contra ellos.

En el 2009 se fijaron los 6 puntos principales del Día Internacional del Hombre (DIH):

  1. Promover modelos masculinos positivos: no solamente estrellas de cine y deportistas, sino también hombres de la vida cotidiana, de clase trabajadora, que viven vidas dignas y honradas.
  2. Celebrar las contribuciones positivas de los hombres a la sociedad, a la comunidad, a la familia, al matrimonio, al cuidado de los niños y el medio ambiente
  3. Centrarse en la salud y el bienestar de los varones; en lo social, emocional, físico y espiritual
  4. Poner de relieve la discriminación contra los hombres; en las áreas de servicio social, en las actitudes y expectativas sociales, y la legislación
  5. Mejorar las relaciones de género y promover la igualdad de género
  6. Crear un mundo más seguro y mejor, donde la gente puede estar segura y crecer para alcanzar su pleno potencial.

Fuente: http://www.internationalmensday.com/international.html

Al parecer, el principal objetivo de este año se centra en visibilizar las altas tasas de suicidio masculino para promover el análisis y estudio del por qué se genera esta situación. Comparado con la tasa de suicidio femenino, los hombres tienden a suicidarse en mayor cantidad a nivel mundial. Para el 2009, esta fue la tasa de suicidio por sexos:

suicides

Fuente: https://en.wikipedia.org/wiki/Gender_differences_in_suicide

Otra de las problemáticas poco visualizadas —y la que más trataré aquí— es la circuncisión (corte alrededor) masculina. Sucede que esta práctica muchas veces se fundamenta por cuestiones médicas, culturales y religiosas. El asunto es que muchas veces se realiza dicha intervención a seres que no pueden dar su consentimiento acerca de una decisión que los seguirá para toda la vida.

Muchas veces se realiza en bebés recién nacidos dentro de hospitales y clínicas con la justificación de que se previenen posibles complicaciones a futuro. Sin embargo, casi el total de dichos problemas de salud son poco factibles de ocurrir como se ve en este estudio:

http://pediatrics.aappublications.org/content/pediatrics/early/2013/03/12/peds.2012-2896.full.pdf

Asimismo, algunos de los mitos relacionados con la circuncisión  y las consecuencias negativas que puede acarrear las encontrarán en esta entrada al blog “Psychology Today”:

https://www.psychologytoday.com/blog/moral-landscapes/201109/myths-about-circumcision-you-likely-believe

Ahora bien, con esto no digo que quienes hayan sido circuncidados vayan a presentar los malestares descritos en las fuentes presentadas arriba (shocks, dolores y entre otros especificados en los links) y que por ello esta práctica es mala per se. Tampoco busco culpar a los padres que hayan tomado dicha elección: mi intención es mostrar que hay mucha desinformación con respecto a los beneficios y los riesgos que esta conlleva. Circuncidar no es imprescindible en la mayoría de los casos.

Si la circuncisión fuera necesaria para alguna complicación de algún niño, entonces los padres sí podrían decidir por él. De lo contrario, pienso que todos tenemos derecho a elegir qué hacer con nuestro cuerpo y nadie debería hacerlo por nosotros.

En Kenia ocurrió un hecho indignante tanto por el acto como por la poca repercusión que tuvo: 12 hombres fueron emboscados y obligados a circuncidarse a petición de sus esposas. Las autoridades de la tribu fueron informadas acerca de la pobre satisfacción sexual que obtenían —según ellas— debido a que no estaban circuncidados.

circuncidados

Fuente: http://www.dailymail.co.uk/news/article-2715741/A-dozen-men-ambushed-stripped-naked-forced-undergo-circumcisions-Kenya-wives-complained-not-good-bed-circumcised-men.html#ixzz39TvhLg2O

Por fortuna, en Kenia, la circuncisión femenina está prohibida por las leyes del país. Además, organismos como la ONU promueven la censura de dichas prácticas por ser perjudiciales para la salud de las mujeres además de buscar su libertad de elección. Este tipo de iniciativas son positivas, pero ¿Por qué no se le da el mismo énfasis con la que son tratados este tipo de asuntos cuando se trata del varón? ¿Acaso los hombres no importan?

Aparte de estas dos problemáticas masculinas (suicidio y circuncisión) hay otras que deben visualizarse tales como la discriminación laboral, violencia doméstica contra ellos, el servicio militar obligatorio como también el tema de la paternidad y la custodia. Sobre este último punto invito al lector a ver un documental hecho en argentina titulado “Borrando a papá” el cual curiosamente tuvo gran rechazo por parte de ciertas agrupaciones que argumentaban que dicho material buscaba invisibilizar sus luchas a favor de la mujer (?). Todo lo contrario, el documental muestra las desventajas legales de los padres para mantener contacto con su hijo luego del divorcio.

Borrando papá: https://www.youtube.com/watch?v=x5ppLOtTKe4

La reflexión final sobre este artículo es que los hombres tienen muchísimos asuntos sobre los cuales pensar, pues el mundo no es nada fácil para ellos. Personalmente, estoy harto de la situación del varón, que se piense que es un ser maligno por naturaleza, que se crea que no sienten, que no sufren, que tienen la vida resuelta por ser hombres. Estos deben analizar su situación y ver qué tipos de problemas les afectan en base a su sexo. Obviamente, las mujeres no están excluidas de ejecutar este análisis.

Últimamente he visto que —al menos en internet— muchos han tomado conciencia de las desventajas que suscitan ser varón. Sin embargo, en la mayoría de las veces estos temas son tratados de forma infantil por parte de ellos,  ya que se limitan a compartir memes o trivializar las problemáticas.

En el caso de la campaña “Ni una menos”, surgieron opiniones reaccionarias que intentaban incluir a los varones en dicha marcha. Pienso que en dicha iniciativa, las mujeres que la impulsaban tenían el derecho de tratar temas concretos con respecto a la mujer (aun así el debate sobre la inclusión del varón me parece interesante en futuras iniciativas contra la violencia).

Más que críticas argumentadas (hubo algunas), la mayoría se dedicó a calificar de “feminazis” a las promotoras. Este tipo de actitudes, más que ayudar en la lucha por el hombre, lo perjudica, pues se perpetúa la idea de que esta es poco seria.

Y no, un movimiento a favor de los hombres no puede fundamentarse a partir de la crítica a otro grupo. Tiene que ir más allá. Debe nacer para buscar soluciones para ellos. No limitarse a debatir contra otras agrupaciones, sino promover la visibilización de las situaciones desfavorables con las que viven. Por ello, en vez de inventar “Ni uno menos”, mejor es crear una iniciativa propia. No obstante, desde luego, cada uno puede elegir pertenecer a una agrupación o no. Pienso que no es primordial hacerlo para tomar conciencia con respecto a algo, sino para saber qué se puede aportar desde el propio espacio de cada uno.

Finalmente, solo me queda invitarlos a ver el corto video con el que este evento se promociona el 2016:

https://www.youtube.com/watch?v=QRktbxX2Zos

Eso es todo por hoy y que tengan un buen Día del hombre.