Hace casi un año me aventuré a crear mi propio “negocio”. Lo pongo entre comillas porque en un principio no imaginé todo lo que se venía en el futuro. Surgió más como una manera de obtener un ingreso extra.

Sin embargo, a medida que los meses pasaron, lo que era un trabajo que me tomaba entre 2 – 3 horas diarias, terminó ocupando casi medio día (o hasta más).

Ahora, en las últimas semanas, amigos y familiares me preguntan cómo logro salir adelante ante esta inevitable crisis económica.

¿Cómo sigo vendiendo? ¿Por qué mis clientes confían en mí? ¿Cuál fue mi secreto para generar lazos con mi audiencia?

1) Definir el contenido

Cuando inicias un negocio es difícil saber qué tipo de contenido quieres subir. Es normal explorar distintas tendencias, colores y hasta tipos de efectos en tus fotos. Todo eso ayuda a encontrar la esencia de tu marca.

Una vez que te hayas decidido, el resto es sencillo. Tener un patrón en tus redes sociales ayuda que tus clientes y futuros clientes te identifiquen de manera más rápida.

Por ejemplo, personalmente, me gusta muchísimo el estilo vintage. Los colores tierra, cálidos y los efectos de foto antigua, con granulados y alta saturación.

Sea cual sea el estilo que sientas que identifique a tu marca, úsalo de manera constante y genera contenido con ello.

2) E-Commerce

En estos tiempos donde posiblemente abrir una tienda física sea complicada. Las tienda online se han convertido en la mejor opción para los pequeños negocios.

Actualmente, muchas empresas ofrecen sus servicios para crearte una manejar una página web por ti. Sin embargo, ¿realmente vale la pena invertir en ello?

Cuando oímos “página web” creemos que es algo difícil de hacer, que al no ser programadores, es mejor contratar a alguien externo que nos ayuda o asesora.

No hay nada más falso que eso. Existen plataformas que te ayudan paso a paso a crear tu web online de manera fácil y segura.

WordPress
Wix
Shopify

Esas son algunas que puedes utilizar. Además existen tutoriales en YouTube que te ayudarán un montón. Recuerda que es mejor que aprendas por tu cuenta, ya que esos solcitos de más cuentan en estos tiempos de crisis.

Tener un propia página web es el primer paso para generar confianza con tus clientes. Ellos podrán hacer sus compras seguras sin miedo a las estafas.

Además, podrás controlar tú mismo el inventarios, ganancias y envíos.

3) Cuida a tus clientes

Cuando una persona confía en tu producto al grado de arriesgarse a comprarlo, es importante que lo tomes muy en cuenta. Sobre todo si tu marca es nueva o es la primera vez que tu cliente compra.

Tener una base de datos de tus clientes te permitirá generar un buen marketing digital.

¿Cómo?

-Genera cupones de descuentos especialmente para tus suscriptores de la web.
-Dales un regalo por su cumpleaños o un vale de descuento.
-Envíales regalos sorpresa en sus pedidos sin que se lo esperen.
-Crea correos creativos anunciando tus nuevos productos u ofertas por fin de temporada.

Hacer sentir especial a tus clientes ayuda a generar lazos de fidelidad a corto plazo. Cuando una persona tiene presente a tu marca, la recomendará a sus amigos o familiares de manera que tendrás nuevos clientes a largo plazo.