“Sabíamos que sería un  partido difícil. El resultado es injusto. Lo más correcto era el empate, porque ambos propusimos. Estuvimos ante una selección de nivel y también hay que darles méritos a ellos. En conclusión, fue un partido aceptable y nos vamos conformes, por la actitud que mostraron los muchachos”, fue lo que dijo el técnico Ricardo Gareca. No obstante, sabíamos que era un partido importante, pues demostraría el nivel que tiene la selección previo a las “Eliminatorias Rusia 2018” y -con lo visto ayer- no hay duda que aún tenemos mucho por mejorar.

El primer tiempo fue para Perú, sin embargo los primeros minutos fueron un poco difíciles para la selección. Fue Daniel Chavez- delantero de la Cesar Vallejo- quien con un pase de André Carrillo y dejando a Guzan en el aire puso el marcador 1 – 0 a favor de la blanquirroja a los 19’.

En el segundo tiempo las cosas se complicaron y los “gringos” nos voltearon el partido. El segundo gol, a favor de Estados Unidos fue a los 59’ -tras un penal provocado por Carlos Zambrano- por el capitán y goleador del partido, Jozy Altidore. Si bien en un primer instante nuestro arquero Pedro Gallese pudo tapar el remate, la buena reacción del jugador estadounidense consiguió empatar el partido.

Nuevamente, fue Altidore quien a los 67’ definió el partido para el equipo de Jurgen Klinsmann. Es a partir de este momento que el equipo peruano empieza a desesperarse, bajando así considerablemente el nivel de juego que había mantenido en el primer tiempo. La defensa se desordena poniendo en peligro a la selección peruana más de tres veces en menos de dos minutos; sin embargo, hay que resaltar en este periodo el buen trabajo que realizó nuestro arquero Gallese en el arco.

En conclusión, el partido se fue de nuestras manos por errores nuestros. La selección debe aprender a jugar parejo los 90 minutos, a no desordenarse y a recuperar la defensa que habíamos conseguido en la Copa América si es que quiere conseguir un cupo para Rusia. Asimismo, Zambrano debe trabajar  para no seguir cometiendo las mismas faltas que juegan en contra para el equipo.

Esperemos que el equipo consiga acomodarse y que los resultados en New Jersey contra Colombia sean otros, de igual manera deseamos también que Paolo Guerrero pueda presentarse en este próximo encuentro, pues el día de ayer se notó su ausencia. No obstante, todo queda en manos del “Tigre”; ya que el día de hoy se confirmó su alta médica.

La fe es lo último que se pierde. ¡Arriba Perú!